InicioAmantes del aceite de olivaConservar el aceite de oliva virgen extra: Algunos consejos útiles

Conservar el aceite de oliva virgen extra: Algunos consejos útiles

Conservar el aceite de oliva es un aspecto que es indispensable tener en cuenta, en especial para los aceites de carácter virgen o virgen extra, pues a estos no se les añade ningún tipo de preservantes.

Agregar conservantes quizás no sea necesario para el zumo de aceitunas, ya que su durabilidad no depende  de la adición de sustancias, sino más bien de las condiciones de almacenamiento del aceite en casa.

El sabor y las propiedades del aceite de oliva virgen o virgen extra permanecerán intactas dependiendo de cómo le guardemos, considerando además el tipo de aceite que obtengamos de los anaqueles.Aceite de oliva en la cocina

Por ejemplo, un aceite de oliva “a secas” no recibe el mismo tratamiento que uno virgen o virgen extra, ya que difieren en su composición química pese a tener el mismo origen.

Te explicaremos con detalle los aspectos que involucran la conservación del aceite de oliva junto con algunos consejos diseñados para el consumidor que merece tener un producto de calidad.

¿Qué sucede con los polifenoles presentes en el aceite de oliva virgen extra?

Definir la composición química de un aceite virgen extra es complejo, pues para los aceites picual, arbequina, hojiblanca y cornicabra, existen diferencias en las cantidades de grasas mono y polinsaturadas.

Un elemento esencial que suele variar en aceites de oliva son las proporciones de polifenoles, entre los que se encuentran la vitamina E y el Oleocanthal, los cuales predominan en los zumos extraídos de aceitunas verdes y con envero.

Estas son las sustancias responsables del sabor picante y amargo en ciertos aceites de oliva, siendo el picual el que presenta estas notas características.

conservar el aceite de oliva no resulta tan difícil

Un aspecto que pocos conocen es que los aceites que se extraen de olivares de secanos, tienen un alto contenido de polifenoles y esto se debe a que son responsables en retrasar la oxidación en los árboles que sufran la sequía.

 

Esto significa que a mayor cantidad de polifenoles, el aceite de oliva será menos susceptible a la oxidación, de modo que sus propiedades estén presentes por más tiempo.

Por ello, conservar el aceite de oliva picual tiene un tiempo de gracia de 2 años, mientras que el resto de aceites duran en promedio 1 año, por lo que se le debe dar celeridad al consumo de éstos.

Aprendiendo a conservar el aceite de oliva virgen extra

Por mucho tiempo se ha manejado la creencia de que los aceites de oliva se ven afectados por las bajas temperaturas.

Cuando el aceite es transportado durante el invierno, se observa la aparición de unas bolitas blanquecinas, las cuales son la grasa vegetal solidificada, y desaparecen una vez que el aceite se sitúa entre temperaturas como los 18 y 24 grados centígrados.

Al usarlo, es importante que el aceite se mantenga dentro de este rango de temperaturas a fin de garantizar sus virtudes. Pero también es posible conservarlo en el refrigerador sin mayores inconvenientes.Aunque el aceite de oliva se ve hermoso en botellas transparentes, se recomienda almacenarlo en envases oscuros

Otro de los factores que entorpece conservar el aceite de oliva, es ubicarlo en sitios en los que penetra la luz fácilmente, por lo que es indispensable almacenarlo dentro de recipientes oscuros y/o lugares poco iluminados de la despensa.

Los aceites de oliva se degradan fácilmente con el aire, y una medida eficiente para su preservación es resguardarlos en recipientes herméticamente cerrados.

Otra razón para almacenar correctamente el aceite de oliva es su capacidad para absorber humo y olores, lo que promueve que su olor y sabor se corrompan.

Si en la cocina o despensa tienes un recipiente destinado para el aceite de oliva, es fundamental que lo laves una vez agotado el contenido, pues el nuevo aceite absorberá los posos del aceite anterior, propiciando que el producto se descomponga antes de tiempo.

Otras observaciones adicionales

Las etiquetas de los aceites virgen extra pueden proporcionar información valiosa, como la fecha de envasado del aceite.  Se recomienda elegir zumos de aceitunas que tengan 3 meses como máximo de haber sido extraídos.

Un aspecto adicional es elegir aceites provenientes de cosechas tempranas, ya que su cantidad óptima de antioxidantes permite conservar el aceite de oliva por más tiempo, pese a que pueda ser un poco más costoso de lo normal.

El aceite de oliva no mejora con el tiempo (a diferencia del vino), por lo que el factor almacenamiento es la clave para disfrutar del zumo de aceitunas por más tiempo.

Así que oriéntate adecuadamente sobre la mejor manera de guardar el aceite de oliva, y aprovecha al máximo las bondades que sólo el “Oro del Mediterráneo” es capaz de ofrecer.

 

Deja un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Esta web utiliza cookies puedes ver aquí la política de cookies. Si continuas navegando estás aceptándola