InicioMercadoPrecio del aceite de oliva: ¿se considera justo en la actualidad?

Precio del aceite de oliva: ¿se considera justo en la actualidad?

Cualquier consumidor que se encuentre dentro o fuera de España, alegará que el precio del aceite de oliva es elevado. No obstante, ¿cómo es que los clientes pueden apreciar si un aceite es caro? Simplemente lo hacen comparando precios entre tipos de aceites.

Por ejemplo, el aceite de oliva tiene un costo en los supermercados que ronda los 4€ el litro, mientras que el de girasol, que aporta igualmente beneficios para la salud, ronda los 2€ el litro.

Habrá personas que elijan al aceite de girasol, pero lo cierto es que ningún otro aceite dispone de un perfil lipídico como el del aceite de oliva, incluyendo además sus numerosas virtudes.

El precio del aceite de oliva es materia de debate continuoEsto quiere decir que la adquisición del zumo de aceitunas se trata de una inversión, y esto permite que muchos clientes pasen por alto el precio de este producto alimenticio.

Sin embargo hay elementos que no pueden ser ignorados, pues no solamente este aceite es costoso, sino que su precio continúa aumentando por múltiples razones.

Te explicaremos por qué históricamente el aceite de oliva virgen o virgen extra dispone de precios elevados, considerando además otros factores que intervienen en el incremento gradual de su valor monetario.

El rendimiento del aceite de oliva

En términos generales, el rendimiento de un aceite se mide por la cantidad de fruto necesaria para ser transformada en 1 litro de aceite. También se conoce como rendimiento de extracción.

El rendimiento tiene un efecto directo en los precios, ya que mientras mayor cantidad de aceite se obtenga, éste será más económico por aquello de la oferta y la demanda, y el aceite de oliva por ser tan escaso en relación a otros aceites, su precio será mas alto.

Se requiere de muchísima cantidad de aceitunas para extraer aceite de oliva, y por ello, los fabricantes se han esmerado en explotar la mayor cantidad de árboles plantados.Olivar

La realidad es otra para el aceite de palma, ya que éste se produce durante todo el año, pese a que las plantaciones de la palma para aceite (Elaeis guineensis,) son menos extensas que las de olivos, y aún así las cantidades de aceite son astronómicas.

Esto provoca que el aceite de palma sea significativamente más económico y más abundante, utilizándose en distintos ámbitos de la industria, entendiéndose que el rendimiento del aceite de palma es considerablemente alto.

El aceite de oliva dispone de bajo rendimiento tanto en la cosecha temprana como en la tardía, ya que los frutos del olivo solamente se dan a conocer a mediados de octubre en la campiña y a mitad de noviembre en la sierra.

Tan solo hay un mes para producir aceite, sin contar aún con los inconvenientes que se pueden generar durante el crecimiento de los frutos, o peor, que los problemas surjan antes de la edad productiva de los olivos.

Los problemas de plagas en los olivos

Los olivos son proclives a la proliferación de plagas, tales como insectos, hongos, bacterias y demás organismos. Estos seres producen enfermedades en los olivos, minimizando el rendimiento de la producción anual de aceite, siendo los frutos los mayormente afectados.

El acondicionamiento del aceite, a raíz de las enfermedades en olivos, incrementa los costos de producción incidiendo en el precio del producto final. En todo caso, existen plagas que producen mayores estragos.

Tala de olivos infectados por Xylella fastidiosa
Eso es lo que está sucediendo justamente con la proliferación de la Xylella fastidiosa, la cual ya se encuentra presente en las poblaciones de olivos y otros árboles pertenecientes a las comunidades de Valencia, Andalucía y Baleares, y algunas regiones de Italia.

Se trata de una amenaza de grandes magnitudes, ya que al no haber una forma de exterminar la bacteria, los responsables de sanidad se ven en la penosa tarea de arrasar los ejemplares de olivos, incluyendo igualmente a las especies vegetales que hacen vida alrededor.

Sin duda alguna la producción y coste del aceite se verán afectados duramente, lo cual puede generar una eventual escasez y posterior incremento en el precio del aceite de oliva.

Costes de producción del aceite de oliva

Los costes para producir zumo de aceitunas son elevados, lo que deriva en que el precio del aceite de oliva sea igualmente alto. Por ello, los clientes manifiestan desagrado por los precios, pero lo que muchos no tienen presente es que se trata de un producto subvencionado.

Cuando se enumera cada etapa del proceso productivo (recolección, molturación, extracción, envasado y transporte), la producción de un kilo de aceite de oliva virgen en España extra se encuentra cerca de los 3€.

Esto se sebe a que las aceitunas deben manipularse cuidadosamente para que las virtudes del aceite no se vean afectadas, sumado al precio de los servicios públicos empleados durante el proceso, los métodos de cosecha, la producción, combustible para el transporte, entre otros.Olivas a punto de entrar a la trituradora

Esto también aplica para aceites ecológicos, ya que los fertilizantes naturales y plaguicidas orgánicos disponen de un coste superior al de los utilizados en cultivos convencionales.

La recolección de las olivas para estos aceites se hace a través de métodos amigables con el ambiente, por lo que toma mayor tiempo realizarle, trayendo consigo la disminución de la producción de aceite de oliva.

No debe asombrarnos ver que el precio del aceite de oliva ecológico se encuentre un 40% por encima del valor habitual.

 ¿Y si se minimiza el precio del aceite de oliva?

El producto a granel se comercializa por debajo de sus costes de producción, ya que hay que desalojar los depósitos rápidamente para dar paso a las cosechas de los años siguientes.

Pero disminuir aún más el precio del zumo de aceitunas implicaría incurrir en prácticas que pondrían en juego la calidad y carácter virgen del producto.

Hemos presenciado en los supermercados, que algunas marcas ofrecen al público precios “económicos” de aceite de oliva, y de acuerdo a sondeos, esto viene de mezclar aceites de varios años, de modo que el aceite no quede rezagado en los almacenes.

Otro fenómeno frecuente es que algunos distribuidores de aceite de oliva, al tener previsto que en los años próximos haya una subida en los precios, compran grandes cantidades de aceite con anticipación, para venderlo por debajo del precio de la nueva cosecha.

Claro está, que estos aceites económicos se agotarán en algún momento, y el hecho de que el cliente pague por un aceite costoso es inevitable. Tratar de manipular la economía puede ser un tanto caprichoso, incluso para el zumo de aceitunas.

Lo que si podemos decir indiscutiblemente es que si deseas disfrutar de los beneficios que provee el aceite de oliva no escatimes en precios, en tanto no escasee y los precios sean sostenibles en función de tu presupuesto.

Deja un Comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

WhatsApp Estamos en WhatsApp!